American Crime Story: Todos vs OJ Simpson

Escena de la serie American Crime Story, protagonizada por Cuba Gooding Jr

Con un par de capítulos estrenados decido escribir acerca de esta nueva serie de TV calentita de paquete. Y lo hago más porque me convenció el morbo de ver algo basado en hechos reales que otra cosa. American Crime Story: The People vs OJ Simpson, en su pomposo y grandilocuente nombre original, trata sobre el juicio por doble homicidio sobre el otrora famoso jugador de fútbol americano O.J. Simpson, por el brutal crimen de su ex esposa Nicole Brown y su novio, Ronald Goldman.

Contexto

Orenthal James Simpson fue un exitosísimo jugador de fútbol americano en Estados Unidos durante la década del 70, lo que le valió ser miembro del Salón de Fama desde 1985. Dicen que era sencillamente extraordinario. Al dejar la actividad en 1979, “Juice” (jugo) como le apodaba la gente, comenzó su carrera de actor apareciendo tanto en series de TV como en el cine. Además, fue comentarista en algunos programas deportivas en importantes cadenas de TV norteamericanas.
 
OJ tuvo cinco hijos, tres con su primera esposa, Marguerite Whitley de quien se divorció en 1979; y dos hijos con su segunda esposa, Nicole Brown, matrimonio que se disolvió en 1992.
 
En 1994 su ex esposa Nicole es hallada muerta en el antejardín de su hogar junto a su novio Ronald Goldman, ambos brutalmente asesinados. En el caso de ella, casi decapitada.
 
Escena de la serie American Crime Story, protagonizada por  Cuba Gooding Jr

La Serie

En este punto comienza la serie. Son hallados los cuerpos por un residente del vecindario y la policía de inmediato se contacta con OJ que en ese instante estaba fuera de la ciudad.
 
Acá el guión se la juega de inmediato. No tarda en mostrarnos a un acongojado OJ pero al otro lado de la ciudad las pruebas encontradas son contundentes y todo indica que el culpable es el mismísimo OJ Simpson.
 
La historia está basada en la novela de 1997 “The Run of His Life: The People versus O.J. Simpson” (La carrera de su vida: La gente vs OJ Simpson) escrita por Jeffrey Toobin. La serie agrega un poco de ficción también para sostener la historia. Serán 10 los capítulos que conformarán la temporada, y se cree que podría haber una segunda.
 
La serie comienza con imágenes reales de la paliza que recibió el afroamericano Rodney King en 1991 de manos de la policía gringa, golpiza que dio la vuelta al mundo, provocando un levantamiento racista en Estados Unidos que duró varios días y que tuvo como consecuencia millonarios daños en propiedad privada. Pero aparte de las pérdidas materiales, se instauró en el ambiente y en algunos estados más que en otros (como suele suceder en la mayoría de los casos), una sensación de división entre blancos y “de color”, reviviendo históricas rencillas racistas. Esta tela invisible de rencor y resentimiento se hizo más latente que nunca con el caso de OJ Simpson, por lo que el juicio en la vida real se transformó más en evitar un levantamiento racista que demostrar la inocencia o culpabilidad del ex futbolista americano.
 
En cuanto al casting me quedan bastantes dudas. Lo mejor, lejos, es la caracterización de Cuba Gooding Jr. en el papel de OJ Simpson. Juega con la ambivalencia de tener dos caras dependiendo de con quien habla, se le ve entero y débil, rudo pero flaquea, humilde ante su madre y soberbio ante el resto. Si bien en términos físicos dista mucho de una personificación cercana a la original, el drama lo instaura en pantalla de forma simple y convincente.
 
Escena de la serie American Crime Story, protagonizada por  Cuba Gooding Jr. En la foto John Travolta.
Otro buen papel es el de John Travolta como Robert Shapiro, el egocéntrico abogado que juega más con cuidar su imagen que a representar bien a OJ. A Travolta se le notan los años, no sé si lo notorio de la tintura de pelo es intencional de la serie o es parte de la personalidad del actor. Lo importante es que hace un muy buen papel.
 
La fiscal Marcia Clark (Sarah Paulson) es otro de los buenos papeles de la serie. Es ruda, fuma tanto como Rust Cohle de ‘True Detective’, si bien es guapa no logra ser femenina, y ficción o no ficción es la persona indicada para meter a la cárcel a un rockstar del deporte como Simpson, dada la simpatía (idolatría en algunos casos) que despierta en los varones. Excelente interpretación. En la vida real, Clark coescribió un libro titulado “Sin duda” en el año 1997, en donde da más pistas acerca del “juicio del siglo” y de pasada critica duramente el sistema judicial norteamericano.
 
Lo más bajo es el papel de David Schwimmer (Ross en ‘Friends’) como el abogado Robert Kardashian y amigo personal de OJ. Aparte de ser un tipo nervioso y agotado con la situación de su amigo, el papel no es creíble, la voz no le acompaña y no tiene la presencia necesaria como para emocionar ni siquiera en la escena más dramática de la serie.
 
American-Crime-Story-06
Los acontecimientos van sucediendo rápido. Es fácil de seguir y no decae ni aburre en ningún momento. Son 40 minutos muy bien concentrados, sin perder tiempo. En dos capítulos de la serie alcanzamos a ver la concepción del problema y una de las persecuciones policiales más recordadas en la historia de Estados Unidos, la que mezcla imágenes reales de la década con las filmadas para la serie.
 
Quizás el único problema de American Crime Story es que peca de no dejarte enganchado para el próximo capítulo. Creo que falta más dramatismo y alguno que otro “remate” en los últimos dos minutos de la serie. Por esa razón al inicio de este artículo indiqué que más puede el morbo que otra cosa, ya que sí quiero saber esos sabrosos entretelones que no siempre son vox populi. Pero de todas maneras la serie asegura un rato entretenido frente al televisor.
 
En el mundo de las redes sociales, la serie tiene su propia cuenta en Twitter: @ACSFX, y la serie en vivo invita a los espectadores a tuitear #Inocente o #Culpable.
 
“American Crime Story – Todos vs OJ Simpson” va cada miércoles a las 22 horas por canal FX.
 

Written By
More from Daniel Bernal

Cujo: La novela pesimista de Stephen King

No puedo comenzar este artículo sin antes contar cómo llegué a Cujo...
Read More